Skip to main content

Los 6 puntos centrales del Workplace strategy

Estrategias para los espacios de trabajo

workplace-strategy

Lectura de 3 min

La correcta operación de una compañía está estrechamente ligada a los espacios de trabajo donde se realiza. Aunque durante décadas se crearon oficinas estandarizadas, aislantes y desmotivantes para los colaboradores; en los últimos años se ha replanteado la importancia de los espacios de trabajo. Cada vez más compañías innovadoras- como Google y Facebook- se han preocupado por la funcionalidad de sus oficinas y se ha desarrollado una estrategia -Workplace Strategy- para conceptualizar diseños que satisfagan las necesidades de cada compañía, de la manera más efectiva para mejorar la operación y productividad.

Los ejes principales en los que se basa una estrategia de los espacios de trabajo efectiva son la colaboración entre generaciones, el balance entre vida y trabajo, la tecnología, la ecuación tiempo/diseño/costo, la atención a las necesidades y el valor de usuario.

Colaboración entre generaciones

Una oficina efectiva debe de tomar en cuenta las brechas generacionales que existen dentro de su organización. Estas diferencias pueden generar fricción y falta de comunicación, lo que obstaculiza la operación. Una estrategia correcta debe de poder desvanecer esta brecha, con espacios mixtos que fomenten encuentros casuales -Casual Collisions- y establezcan puntos de contacto entre todos los colaboradores; y zonas recreativas que fomenten la integración.

Balance entre vida y trabajo

Los colaboradores no son sistemas computarizados y su rendimiento está sujeto a muchos factores complejos. El estrés, la desmotivación y el aislamiento son destructivos para el entorno laboral y deben de contrarrestarse con un correcto balance entre vida y trabajo. Horarios flexibles y zonas de descanso ayudan a mejorar la calidad de vida laboral, la satisfacción de los colaboradores en los espacios de trabajo, y en consecuencia, el rendimiento.

Tecnología

La eficiencia de una oficina se ve mermada si depende de sistemas tecnológicos obsoletos. Los nuevos espacios de trabajo necesitan tecnología que responda al mercado actual. La conectividad inalámbrica es indispensable para permitir el movimiento de los colaboradores y evitar el asentamiento en zonas específicas con acceso limitado a internet. Además, los sistemas de gestión de salas de junta ayudan a hacer un uso más eficiente del tiempo; y los equipos de videoconferencia amplían las vías de comunicación con colaboradores y posibles clientes.

Tiempo/ diseño/ costo

Entre los principales obstáculos a superar se encuentra la coordinación entre el proyecto visualizado, el presupuesto de la compañía y los tiempos de construcción. Dicho conflicto puede atenuarse con una comunicación efectiva entre todas las partes, desde las etapas más tempranas del desarrollo del proyecto. Los servicios Turnkey, como el Sistema 360° pueden coordinar mejor la relación tiempo/ diseño/ costo, gracias a que cuentan con equipos de diseño y construcción dentro de la misma estructura, los cuales participan activamente en el proyecto de creación de nuevos espacios de trabajo.

Atención a las necesidades

Cada compañía funciona de manera única. Los espacios de trabajo también. Las oficinas estandarizadas, compuestas de un sinfín de cubículos, no pueden adaptarse a las necesidades específicas de cada negocio. Los nuevos espacios de trabajo deben de ubicar cómo funciona cada empresa y crear diseños personalizados que encuadren de manera perfecta en la estructura de la compañía.

Valor de usuario

Durante el desarrollo de un proyecto de renovación de espacios de trabajo, el punto central siempre debe de ser el usuario final: los colaboradores que harán uso de las oficinas. Espacios que no se preocupan por las necesidades de quienes los ocupan sólo logran efectos negativos en cómo los colaboradores los conciben. Desde preocuparse por tener asientos cómodos e iluminación adecuada hasta instalar amenidades como cafeterías y espacios recreativos, son elementos que mejoran considerablemente la forma en que el usuario convive con el entorno en donde trabaja.

Tomar a consideración cada uno de los puntos mencionados, es la mejor forma de crear un espacio con una estrategia que optimice su funcionamiento y construya ambientes satisfactorios y más productivos para todos.